miércoles, 11 de enero de 2012

REBECOS

Muy bien adaptados a la vivir en la alta montaña, poseen unas almohadillas que ocupan la parte central de las pezuñas, lo que les permite subir por las rocas e incluso el hielo.
Los machos son algo mayores que las hembras, y con el pelo más oscuro y los cuernos algo más grandes.
El color del pelaje varía según la época del año, en invierno es más denso y oscuro para protegerlos de las bajas temperaturas.
Celo entre Octubre y Noviembre.
Tienen 1 sola cría, rara vez 2 ( se ve en la foto del centro).